Querida piscina, hasta el verano que viene

La piscina municipal cierra hasta el próximo verano pero sin duda, atrás quedaron unos meses de disfrute.


La piscina municipal echó el cierre el pasado 11 de septiembre, siendo el verano de 2016 el que más días ha estado abierta

Con uno de los veranos más calurosos desde que se tienen registros, uno de los grandes remedios a este gran mal ha sido el agua de la piscina municipal.

Conscientes de la gran demanda que supone la piscina municipal, muchas han sido las medidas y los actos que se han llevado a cabo desde el Ayuntamiento: En la zona de césped se realizaron trabajos de mejora y de adecuación antes de la apertura y poco a poco se ha ido poblando dicha zona con más sombrillas.

En lo que a actividades se refiere, los cursos de natación impartidos por monitores municipales han copado todas las horas de la mañana. En ellos han participado desde niños de iniciación a adultos que se daban un refrescón.

Además, han sido varias las actividades realizadas en el verano como la fiesta de apertura, las jornadas de waterpolo o la fiesta de clausura.

Fiesta de clausura

Como cada año, conforme va finalizando el mes de agosto y el servicio de piscina llega a su fin, desde la escuela de verano de natación se organiza la fiesta de clausura en la que todos los cursos tienen su momento de gloria: Las más adultas realizaron bailes en el agua ante el asombro de los presentes mientras que los más pequeños se lanzaban la piscina y realizaban unos largos.

Para seguir con la jornada, un nuevo torneo de waterpolo tuvo lugar en la piscina mediana, que sin duda se convirtió en el centro de atención por momentos.

Ahora toca pensar nuevamente en el trabajo, las clases y la rutina diaria pero más pronto que tarde volverá la piscina.